A menudo, nos llegan a consulta padres que están preocupados porque su hijo no muestra un desarrollo del habla o del lenguaje al nivel del resto de sus compañeros. Siempre tratamos de tranquilizar y de aconsejar que no comparen a sus hijos con los demás, porque cada niño tiene un desarrollo y una evolución diferente. No obstante, es importante no perder tiempo y conocer los Signos de alerta del desarrollo del lenguaje en niños, para acudir al logopeda y que evalúe el caso adecuadamente.

Ante la duda de ¿cuándo debo acudir al logopeda?, vamos a dar algunas pautas o síntomas que pueden servir de referencia a los padres. Si se observa uno o más  de los siguientes signos de alerta del desarrollo del lenguaje en niños según edad, se recomienda una evaluación del habla/lenguaje:

  • Si no sonríe. El bebé sonríe de forma espontánea. Esta sonrisa, poco a poco, se va convirtiendo en respuesta a un estímulo positivo y una de las primeras formas de comunicación humana y conducta social.
  • Si no nos mira cuando habla. El bebé comienza a establecer contacto visual con nosotros desde el día que nace, ya sea al oír nuestra voz, al alimentarlo, etc. Mirar a los ojos de la persona que nos habla es un importantísimo elemento de la comunicación no verbal.
  • Si no acepta el contacto físico. Las caricias, los masajes, los besos y los abrazos son importantes a nivel físico, mental y emocional, pero también calman, relajan y revelan el tipo de crianza y ambiente donde se desarrolla el niño.
  • Si no comprende el lenguaje gestual o no verbal. Normalmente, el lenguaje no verbal al igual que muchos otros aprendizajes, se aprenden por observación e imitación. Ademas, este tipo de lenguaje es utilizado por el niño antes que la propia palabra.
  • Si muestra un juego estereotipado y muy rutinario, con movimientos repetitivos y cierta obsesión por usos extraños y ruidos, o si usa siempre los mismos objetos de una forma inadecuada y extraña o si muestra una tendencia obsesiva por el orden, clasificación o alineación de juguetes.
  • Si con dos años, el niño utiliza menos de diez palabras inteligibles. Lo habitual sería que un niño de dos años maneje un vocabulario de unas 200 palabras y las combine en frases de dos elementos.
  • Si con tres años, utiliza menos de 50 palabras y no emite frases de al menos dos elementos (palabras). Lo común es que un niño a esta edad cuente con un vocabulario de unas 1500 palabras y utilice frases de tres elementos.
  • Si muestra trastornos o dificultades para articular ciertos fonemas (Dislalias) que por su edad ya tendría que tener adquiridos, automatizados y generalizados. Dificultades de origen fonológico.

  • Si muestra dificultad para construir frases complejas. Estas serían las dificultades a nivel morfosintáctico, es decir, en la gramática y la sintaxis de la oración. Si observamos que persisten los errores en la concordancia de género y número, tiempos verbales o que las oraciones no aumentan en elementos ni complejidad a lo largo de su desarrollo.

Cuando hablamos de desarrollo de lenguaje, es crucial la detección temprana de los signos de alerta del desarrollo del lenguaje en niños para iniciar un tratamiento rehabilitador lo antes posible y descartar otros posibles trastornos. De ese modo, fomentaremos una comunicación y relación social adecuadas de nuestros hijos.

Desde nuestro gabinete de Logopedia insistimos en que todos los niños quieren hablar y comunicarse, y que no debemos hacer caso al “ya hablará”. Apostamos por la prevención!!

Compártelo en las redes socialesShare on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn